Alojarse en una Hermosa Finca Cafetera en Jardín: Mi Experiencia

Alojarse en una Hermosa Finca Cafetera en Jardín: Mi Experiencia

Piensas quedarte en Jardín, Antioquia, por un tiempo?

Si estás cansado de dormir en hoteles y quieres una experiencia típica colombiana, tengo algo que te puede interesar.

Acabo de descubrir una finca cafetera de lujo en Jardín que puedes alquilar por un precio asequible. 

Es donde estoy ahora mismo. 

Son las 6:20 de la mañana. Los pájaros cantan y mi fiel compañero matutino -mi taza de café- me dice que voy a pasar un buen rato.

Acompáñame a descubrirlo.

– Si tienes prisa, puedes descubrir nuestro nuevo aliado local (y reservar tu estancia) en esta página.

Estancia en una finca de café en Jardín

  • Casa moderna y confortable con 2 dormitorios.

  • Una magnífica vista del valle y campos de café desde tu cama.

  • Te alojas cerca a una encantadora familia de cafeteros y puedes reservar un tour de café con ellos.

Nuestra estancia en una finca cafetera en Jardín

Hey Daniel, ¿podrías recogernos en el restaurante cerca de El Santo? pregunté.

Seguro, no hay problema.

Es la tercera vez que cambio el horario en menos de 24 horas y no le molesta a Daniel.

Espera un minuto.

Probablemente no sepas quién es Daniel.

Una simpática familia colombiana se encarga de esta propiedad

Daniel es un tipo sonriente que vive con su familia a 50 metros de la casa principal— donde se alojan los huéspedes.

Su padre ayudó a Dave y a María José a comprar un terreno desocupado y a construir una hermosa finca, cultivar plátanos, bananas, café y naranjos.

Después de trabajar más de 10 años como camionero en El Valle, Daniel volvió a sus raíces cafeteras, regresó a Jardín y a su finca junto a su esposa y su pequeña hija María Ángel.

Reciben a los nuevos huéspedes, les ayudan siempre que lo necesitan y administran la plantación de café. 

Ventaja: Estarás cerca de una familia colombiana. Si tienes alguna pregunta o duda, solo tienes que llamar a la puerta o enviar un WhatsApp.

Ahora que sabes quién es Daniel, continuemos nuestra aventura.

Nos desplazamos a la finca de café en un jeep de más de 70 años

Salto a la parte trasera de un brillante jeep verde de 1954 y me agarro a la estructura de hierro que sostiene el techo de lona.

en ese momento, empieza a llover de nuevo. Unas gotas mojan mi pierna izquierda mientras veo pasar el paisaje bajo mis ojos.

Veo fincas, plantaciones de plátanos y campos de café. Luego, el paisaje cambia a montañas y acantilados cubiertos de frondosa vegetación. 

Siempre me siento como Indiana Jones cuando me subo a un viejo jeep. ¿Sabes a qué me refiero?

Después de un divertido viaje de 20 minutos, cruzamos la hermosa puerta de colores de nuestra finca cafetera en Jardín.

Ventaja: Puedes venir a la Finca en tuk-tuk, Chiva, taxi, carro, o pedirle a Daniel que te recoja en su jeep. 

Una elegante y confortable finca de café en Jardín sólo para nosotros

Frente a mí se encuentra orgullosa la Finca.

Por cierto, ¿sabes lo que es una finca?

Una finca es una casa grande en el campo. Algunas tienen cultivos y están habitadas todo el año. Otras se utilizan como vivienda secundaria. A los colombianos les encanta alquilarlas para el fin de semana, para ir a disfrutar con la familia o los amigos, y escapar de la ciudad. 

En la aventura de hoy, las plantaciones de café y platano rodean nuestro lugar.

La puerta principal conduce a la sala de estar/cocina. La altura del techo es impresionante: unos 5 m. En la pared opuesta, una gran puerta de cristal deja entrar la luz natural. Los rayos de sol iluminan los muebles de madera, que contrastan con el rojo ocre del suelo.

A ambos lados, una puerta conduce a un dormitorio, cada uno con su baño privado. Los colchones son tan cómodos que será una batalla mental salir por la mañana.

En la terraza, seis tumbonas de madera permiten admirar el paisaje. Un techo de tejas rojas, sostenido por pilares, se extiende más de 1,5 metros para proteger a los visitantes del sol y la lluvia.  

Es hora de descorchar la botella de vino y disfrutar de la puesta de sol.

Ventajas: La finca es nueva y está bien equipada. La ropa de cama es excelente, la señal de internet es suficiente para trabajar en línea, y tienes todo lo que necesitas para cocinar comidas deliciosas.

Descubramos la vida cotidiana de una finca cafetera en Jardín

*A la mañana siguiente.

Después de un buen desayuno, estamos en los campos de café con Daniel- Está a sólo 15 metros de mi cama. 

Aquí, las plantas de café son jóvenes. Tienen 3 años y gozan de gran salud. El año pasado la cosecha fue excelente. Pero este año, llueve demasiado. La floración es menor y tendremos menos café. Por eso no necesitamos demasiada sombra de los árboles.

Daniel nos cuenta su historia y experiencia como caficultor mientras llena su cesta de mimbre con granos de café rojo oscuro.

Intento seguir su ritmo, llenando mi cesta. Es una causa perdida. Daniel gana.

En esta finca de café, el fruto se cosecha, se despulpa, se lava y se seca. Para cada etapa, descubrirmos sus herramientas, así como sus problemas y soluciones.

Más de 400 familias de Jardín viven de la cultura cafetera. La mayoría llevan el café a la cooperativa y lo venden por un precio muy bajo. Todos los granos se mezclan (sin importar la calidad) y luego se exportan.

Si te gusta una buena taza de café, con sus aromas sutiles y variados, debes recurrir a los llamados cafés especiales. 

Para este último, el proceso es mucho más minucioso. El caficultor selecciona cuidadosamente los mejores granos, subcontrata el tueste (o lo hace él mismo), ¡y no lo mezcla con otras fincas cafeteras!

En nuestro caso, Daniel se queda con sus mejores granos para la marca de la finca cafetera.

Ventaja: Puedes compartir fácilmente la vida cotidiana de una familia cafetera. El tour de café se hace en la propiedad, y Daniel se toma todo el tiempo necesario para explicar todas las etapas.

Son casi las 12:30. Daniel nos invita a su casa a tomar aguapanela y un último café.

Tengo que volver a Jardín e intentar descubrir otros lugares extraordinarios.

Pero primero… me puse mi disfraz de Indiana Jones de nuevo. Querido jeep 1954, ¡aquí estoy!

Datos útiles sobre esta finca cafetera en Jardín

Al igual que yo, ¿también te enamoraste de nuestra estancia en esta finca cafetera de Jardín?

Permíteme darte algunos detalles más para que puedas decidir con certeza si debes venir o no.

La finca cafetera se encuentra a 15 minutos en auto desde Jardín

Coffee Farm Jardin

Los pueblos de Colombia suelen ser ruidosos, y la insonorización de los hoteles es casi inexistente.

Durante nuestra estancia, sólo nos despertó el sonido de los pájaros y la luz del día.

Sin embargo, la distancia puede ser una desventaja para los viajeros que no tienen auto. 

Afortunadamente, hay muchas opciones de transporte para llegar a Jardín:

  • Daniel puede recogerte en jeep (si no está demasiado ocupado en el campo). El transporte de el día de llegada a la finca desde Jardín, así como el de el día de salida, está incluido en tu estancia.
  • Puedes llamar un taxi o un tuk-tuk.
  • Una Chiva (un gran autobús local colorido) pasa 3 veces al frente de la finca cafetera.

También puedes pedirle a Dave (el propietario) que te reserve transporte privado desde Medellín.

Es una experiencia inmersiva de café

Aparte de la amable familia de Daniel, no conocerás a nadie más en la propiedad. Podrás pasear por los cafetales, ver cómo trabajan, ayudarles y descubrir cómo vive una familia cafetera.

Hay todo a tu disposición para tener una estancia prolongada

La finca está bien equipada. La velocidad del Internet es suficiente para trabajar en línea. También tiene una lavadora y una gran cocina.

Además, hay una tarifa especial para los huéspedes que se queden una semana o más.

Es posible pedir el desayuno o el almuerzo. Sin embargo, es más complicado para la cena. Tendrás que hacer la compra (o pedirle a Daniel que te ayude) y cocinar por la noche.

Puedes organizar actividades desde la finca cafetera

Sí, no es necesario volver a Jardín para reservar una actividad.

En la propiedad, hay un camino que lleva a un río y a una cascada. Es gratuito y refrescante. No dudes en disfrutarlo.

A continuación, puedes reservar un tour de café con Daniel. No hay horario. Tú decides la duración del tour en función de tus preguntas y tu curiosidad (y tu nivel de español). Además, el precio es MUY asequible.

Luego están las actividades fuera de la finca cafetera. Puedes decidir dar un paseo en el hermoso jeep y disfrutar de los numerosos paisajes de Antioquia. O estirar las piernas y hacer una caminata con un guía. Depende de ti.

Contacta a los dueños y reserva directamente

Utiliza el siguiente formulario online para ponerte en contacto con los propietarios y reservar tu estancia.

Si todavía tienes dudas, echa un vistazo a su página.

Conocerás los precios y otras informaciones.

Estancia en otra parte de Jardín

¿Quieres conocer otras opciones de alojamiento en Jardín?

Nuestra estancia: en pocas palabras…

Colombia es famosa por su café. Si quieres descubrir esta experiencia de la manera más hermosa, entonces debes alojarte en esta finca cafetera en Jardín. A 15 minutos del pueblo, esta finca reúne todas las cualidades para disfrutar de una estancia tranquila e inolvidable.

Este alojamiento es muy reservado y rara vez está disponible. Te aconsejo contactar a Dave y Maria José ahora 😉

¡No olvides leer nuestra excelente guía de viaje de Jardín antes de venir aquí!

NB: ALGUNOS ENLACES SON DE AFILIACIÓN. NOS PERMITEN GANAR UNA PEQUEÑA COMISIÓN SI LOS USAS PARA HACER TUS RESERVAS. SU USO NO TIENE NINGÚN COSTE ADICIONAL PARA TI, POR OTRO LADO, ES UN BONITO GESTO PARA AGRADECERNOS TODAS LAS HORAS QUE HEMOS PASADO Y QUE DEDICAMOS CADA DÍA A MEJORAR, SIEMPRE UN POCO MÁS, EL CONTENIDO DE TOMPLANMYTRIP 🙂  

Colombiana enamorada de su país y de su gente. Me incorporé a Tomplanmytrip en 2020 para encargarme de la sección en español. ¿Mis cosas favoritas? La comida y las cobijas gruesas.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.